Latest Solidarity Issue

La minuta del afiliado sindical


La generosidad de dos jubilados miembros de la UAW, en el recuerdo

Los afiliados a la UAW son generosos por naturaleza, en parte porque entienden que sólo juntos pueden lograrse cosas importantes en la vida. Dos afiliados de la UAW jubilados de Chrysler fallecieron el año pasado, dejando un legado de generosidad y amor por su unión de trabajadores. Luiz Ramos fue durante largo tiempo miembro de la UAW retirado del Sindicato Local 230, que representa a aproximadamente 115 afiliados trabajadores de Chrysler-Mopar Parts Distribution and Service de Ontario, Calif., y de Chrysler Southgate Assembly, ambos en la región suburbana de Los Ángeles. Cuando Ramos falleció el año pasado, dejó todos los bienes de su casa a la unión internacional UAW. Por su parte, el jubilado miembro del Sindicato Local 1264 UAW, Robert Benson,  también pensó generosamente en la UAW antes de morir. El Sindicato Local 1264 representa a los obreros de Chrysler en la planta Sterling Stamping de Sterling Heights, Mich. El año pasado, al fallecer Benson, también nombró al sindicato internacional como beneficiario de sus propiedades, dejando el 50% de los bienes resultantes de la venta de su casa para la UAW.  La UAW agradece su dedicación y su generosidad con la causa de los derechos de los trabajadores en todas partes. Tuvimos oportunidad de conversar con dos personas que conocieron bien a Benson y a Ramos y les preguntamos acerca de estos dos generosos afiliados jubilados de la UAW.

Ethel Harvey, es hermana de Robert Benson. Le preguntamos: ¿por qué piensa que el compañero Benson hizo esta donación?

—Él entendía la importancia de ayudar a los demás. Era un trabajador de producción en la planta Sterling Stamping de Chrysler, donde laboró por 19 años.

—Mucha gente entiende la necesidad de ayudar a los demás pero no lo manifiesta de manera tan generosa. ¿Por qué entregó tanto él?

—Yo pienso que mi hermano lo hizo porque estaba verdaderamente agradecido con la UAW por el apoyo que obtuvo de ellos después de que se retiró. Él tenía varios problemas médicos graves, y su atención médica estuvo siempre cubierta gracias a la UAW. Era un hombre de buen corazón que simplemente quería devolver el favor. Recibía su cheque de la UAW cada mes, y lo necesitaba por su condición médica. Eso realmente lo sostuvo.

—¿Cómo era Benson?

—Él nunca se casó. Soy su hermana mayor, y estuve más cerca de Bob que nadie y lo quise muchísimo. Y, por lo que se ve, él nunca olvidaba una amabilidad. Cuando éramos niños, recibimos algo de ayuda de los Goodfellows. Bob nunca habló de eso, pero le conmovió que nos ayudaran cuando lo necesitábamos, pues también dejó dinero para los Goodfellows cuando murió. De hecho, si no fuera por él yo no tendría el carro que manejo, gracias al dinero que me dejó.

Victor Kedos es presidente del Sindicato Local 230, al cual estaba afiliado el compañero Ramos. Kedos conoció bien a Ramos y no le causa ninguna sorpresa que haya actuado tan generosamente.

—No estoy sorprendido en absoluto porque él siempre estuvo cerca de la UAW. Muchas veces compartía lo que pensaba sobre lo que la UAW ha hecho por él y por todos, especialmente en relación con la antigüedad. Ramos creía firmemente en eso por cómo los afiliados a la UAW pertenecemos a una unión sindical tan grande, por la manera como gastamos nuestro dinero afecta la economía mundial y demuestra el poder que tenemos como trabajadores con una voz.

—¿Por qué sentía Ramos tal responsabilidad como miembro de la UAW?

—Ramos creía que todos debíamos estar agradecidos de lo que la UAW ha hecho por nosotros como trabajadores. Él sabía que nosotros, como afiliados, somos los que se supone que debemos estar conduciendo a la UAW y lo que eso representa. La UAW está aquí por lo que nosotros, los trabajadores, hacemos por lograrlo. Ramos era muy generoso; compartía todo. Le encantaba devolver el gesto. De hecho, para algunos de nuestros almuerzos de Navidad, él contrataba entretenimiento y lo pagaba de su propio bolsillo. Vivió y respiró de y por la UAW, y su obra es difícil de continuar cuando de sindicalismo se trata. Si hay un punto de referencia de lo que es ser un buen afiliado de la UAW, ése es Ramos.

Joan Silvi.